Seguros Agrarios: el Gobierno no cierra la puerta a cubrir daños por pérdidas de producción

Compartir

El 39º Plan de Seguros Agrarios, publicado en la edición del BOE del pasado sábado, recoge tanto las líneas de aseguramiento cuyo periodo de suscripción se inicia en 2018, como los porcentajes de apoyo público.

28-12-2017  

El Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente ha publicado, en el Boletín Oficial del Estado (BOE), el 39º Plan de Seguros Agrarios para el año 2018 en el que contempla la posible cobertura de daños por pérdidas de producción y mantiene en 211,27 millones de euros el presupuesto destinado a subvencionar el coste de las pólizas.

El 39º Plan de Seguros Agrarios, publicado en la edición del BOE del pasado sábado, recoge tanto las líneas de aseguramiento cuyo periodo de suscripción se inicia en 2018, como los porcentajes de apoyo público.

Como novedad, Agricultura incorpora un “nuevo mapa de aprovechamiento de pastos en el seguro de compensación por pérdida de pastos y la cobertura a la producción de ajos, ya cortados, en cajones o palés”, tal y como informó cuando el proyecto fue aprobado por el Consejo de Ministros, el pasado 15 de diciembre.

En los seguros ganaderos, se mejorarán las coberturas para las crías menores de 24 horas en la línea de explotación de ganado vacuno de reproducción y producción.

Se incluirá una garantía adicional para cebaderos en el seguro de explotación de ganado ovino y caprino; se revisarán las garantías de Salmonela, en el seguro de explotación de ganado aviar de puesta, y la de enfermedad de Aujeszky, en el seguro de explotación de ganado porcino, ha valorado en el mismo comunicado.

El nuevo Plan establece la relación de trabajos que se desarrollarán durante el ejercicio 2018 con vistas a la incorporación de nuevas coberturas en futuros planes de seguros.

Entre ellos, destacan la continuación del estudio para valorar la viabilidad de la garantía de desabejado repentino, provocado por el abejaruco, en el seguro de explotación de apicultura; el estudio para la cobertura de daños por sequía en el cultivo de alfalfa y para la viabilidad de un seguro de rendimientos para el cultivo de lúpulo.

El Plan también contempla el estudio de un seguro colectivo para el cultivo de aguacate en Canarias, así como la posibilidad de avanzar en el diseño de nuevas opciones en la línea del seguro del olivar.

De igual forma, se estudiará el impacto económico de un módulo 1 que cubra daños que supongan pérdidas superiores al 20 por ciento de la producción asegurada en el conjunto de la explotación, y “se continuará con el análisis de un seguro de ingresos para el sector agrario”.

Fuente: Agroinformación